Lo último

El rey Charles.

Mientras la Scuderia decide probar dos configuraciones diferentes en los tests de Barcelona muchos empiezan a ver que Sebastian Vettel pierde bastante terreno en la consideración del equipo italiano en detrimento de Charles Leclerc.Los ingenieros de Ferrari se están rompiendo el cráneo con el sucesor de la SF90 (¿o todo será un enorme bluff?) para lograr un auto competitivo y ganador en la temporada 2020 que sepulte los años de frustraciones que arrastran los tifosi desde que Kimi Raikkonen ganará de manera increíble el título del 2007. Pero más allá del diseño del coche también ocurrieron un par de hechos que relegaron en la consideración a Sebastian Vettel (sigo sosteniendo que su continuidad para el 2021 solamente depende de él y sus circunstancias) como lo fueron la extensión del contrato de Charles y la decisión del equipo para que sólo Leclerc haga los testeos de las llantas de 18 pulgadas los próximos 8 y 9 de febrero en el circuito español de Jerez de la Frontera que se utiliz…

Diferencia de jerarquía.

River Plate aplastó al humilde y corajudo Central Córdoba por 3-0 y obtuvo por tercera vez la Copa Argentina con goles de ambos Nachos, Scocco y Fernández, y del pibe Julián Álvarez. Armani sacó tres pelotas impresionantes y al ferroviario le birlaron un claro penal cometido por Javier Pinola. Aplausos de pie para los dos equipos.

Pasó una edición más de la Copa Argentina en la cual el millo cantó campeón nuevamente, como en las finales del 2016 en un polémico partido contra Rosario Central (Patricio Losteau se expuso menos que Diego Ceballos pero fue igual de efectivo) y el 2017 frente a Atlético Tucumán, con lo cual escaló hasta la fase de grupos de la próxima Copa Libertadores y benefició al decano para que dispute la segunda fase de dicho torneo.
Si bien la holgura del resultado puede llevar a pensar cualquier cosa lo cierto es que el conjunto de Núñez transpiró más de la cuenta (no seamos hipócritas, este partido era como ver una pelea de Muhammad Alí ya que uno sabía que iba a noquear pero no sabía en que momento iba a ocurrir) ante un voluntarioso e inteligente contrincante que dio batalla mientras tuvo aire y que complicó con un disparo de Gervasio Núñez primero y una entrada de Jonathan Herrera más tarde que fueron resueltas de manera impecable por Franco Armani (insisto Franco, el partido de tu vida era frente a Francia en el mundial de Rusia) para sostener a su equipo en el resultado ya que el partido era muy parejo. Nuevamente Jonathan Herrera fue el protagonista de la polémica de la noche: doble enganche para ridiculizar a Lucaa Martínez Quarta primero y a Javier Pinola después y éste lo toca arriba de la rodilla cometiendo un penal más grande que el estadio Malvinas Argentinas y que Darío Tello ignoró olímpicamente. A quienes dicen que el delantero santiagueño exageró la caída les doy la razón pero Pinola había quedado fuera de combate y levantó la pierna para impedir que el rival avance. Penalazo acá, en Australia y en la China. ¿Hubiese cambiado el resultado del encuentro? No lo creo porque el plantel de Gallardo tiene muchísima jerarquía (no por nada es el mejor equipo argentino de los últimos treinta años) y hubiese hecho valer esa diferencia a partir del momento en que su rival se quede sin piernas tal como ocurrió en la segunda parte en la cual aparecieron los espacios y los goles de Nacho Fernández para culminar un jugadón de Scocco y de Julián Álvarez  culminando una exquisita jugada colectiva para sellar el marcador con un contundente e inapelable 3-0 final. Pero lo justo es justo y ese penal se debería haber cobrado. Apenas consumada esa acción llegó la apertura del marcador a través de Ignacio Scocco quien aprovechó el rebote de una tapada de Diego Rodríguez y abrió el marcador. Literalmente en ese momento se terminó el partido porque CC no supo como darlo vuelta ni tuvo el resto anímico y físico para ello. Era solamente de sentarse y esperar el aluvión de goles riverplatenses. Y así fue pero el resultado final no invalida el gran partido de los santiagueños ya que jugaron el partido de sus vidas y de igual a igual a uno de los mejores River de la historia. Y el millo fue un justo y merecido campeón. Aplausos para los dos ya quenos regalaron una hermisa final. 

Comentarios

Publicar un comentario

No se aceptan comentarios con malas palabras, insultos, links a webs externas u off-topic ya que serán eliminados sin excepción.